Ir al contenido principal

Cómo estar satisfecho creyendo cualquier cosa

Hace unos tiempos tuití este decálogo. Lo recojo aquí (corrigiendo algún que otro descuido) para que no se me pierda.

Cómo estar satisfecho creyendo cualquier cosa. Atentos.

Comentarios

  1. Este decálogo*
    Un decálogo son siempre diez puntos, la redundancia es innecesario.
    Yendo a el punto concreto, uno no tendría que estar "satisfecho de creer cualquier cosa", por más libre que uno haya elegido esa inclinación, uno debería -debería, muy pocos lo hacen- estar constantemente en la búsqueda de la excelencia de su pensamiento, por más satisfecho que se sienta, es más, incluso, aquel que piensa por sí mismo no lo debería hacer por el simple placer de sentirse "satisfecho", iría en contra de la filosofía, porque no estarías buscando el conocimiento por sí mismo, el principio básico de cualquier filósofo, en ese caso, uno no estaría amando el conocimiento, sino encontrando ese "placer" de estar "satisfecho".
    Otro error, algo bobo, pero bueno; ¿Ideología? La ideología no es nada en ciencias humanas, incluso peor, en ciencias humanas las ideologías siempre tienen un peso negativo, debido a su falta de visión sobre la realidad y reproducir un mismo sistema en toda situación (por eso se llaman "ideología", es una idea que se utiliza de manera lógica, cual ecuación matemática).
    Último punto;
    "1. La ciencia es una manera más acercarse a la realidad, la tuya es tan válida como cualquier otra."
    ¿Acaso cada persona tiene una ciencia distinta uno de otro? Las ciencias son exactas, ¿no? A lo cual, me resulta raro que me hables de ciencia y luego de ideología, ya que esta segunda es un capricho -no por alucinación mía, fíjese que cualquier ideólogo se basa en uno de sus caprichos, sin antes analizar si este capricho es correcto o incorrecta; son ejemplos todo el positivismo y el marxismo, entre una gran cantidad de ideologías, e incluso herejías-, volviéndose, entonces, una falta de coherencia usar estos dos términos presentando una relación entre estos. Para terminar este párrafo, el que "cada uno tenga una ciencia", es igual de ilógico que la ideología de género glorificando la libertad de la persona para elegir "ser" lo que quiera.
    Para concluir -y casi como una pequeña conclusión-, uno nunca debe estar satisfecho, porque estar satisfecho crea una inmovilidad en el sujeto por el progreso de aquello que piensa, además de que la búsqueda de esta verdad o ese estudio de la realidad debe ser completamente sincero y para nada egocéntrico y caprichoso, aceptar las realidades conocidas tales como son, y no por simple capricho trastornar lo descubierto para que se "ajuste" a mis necesidades.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pino:

      No sé si estás de coña o me contestas en serio. ¿Has entendido la entrada?

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

¿Y si Fernando Simón, Santi Gª Cremades y Martínez Ron estuvieran equivocados?

31/05/2020

Entre las muchas consecuencias de la pandemia de COVID-19 que está padeciendo el mundo entero, una de ellas es que la ciencia se ha colocado en el trending topic de la agenda política y mediática. Con resultados extremos y multitud de grados intermedios: desde una confianza en ella que raya la fe religiosa hasta el desprestigio de que no sirve para nada. Estos últimos la acusan de que un día dice una cosa y otro día otra: que si iba a ser menos grave que la gripe común y luego más grave que la gripe española, que si los niños son vectores y luego que ni contagian ni se contagian, que si el virus se contagia en superficies y luego que no es así, etc.

El mito de la filosofía oriental (Andrés Carmona)

28/05/2016.
Roberto Augusto ha publicado recientemente un texto provocador criticando la historia de la filosofía estándar por considerarla eurocéntrica en tanto que meramente occidental y que ignora la filosofía oriental. Daniel Galarza ha respondido a su artículo, recibiendo otra respuesta del propio Roberto Augusto.

El Positivismo y sus críticas

Hasta el fin de agosto os dejo con reposiciones de mis entradas más leídas en este blog. Esta es la número 1.

El Positivismo (o materialismo o naturalismo) dice que todas las teorías que construyamos acerca de la realidad deben ser validadas lógica y empíricamente. Proposiciones no susceptibles de ser validadas deben ser rechazadas.

Hay posturas positivistas que van más allá de lo anterior en el sentido de que afirman más cosas. Son ideas de algunos positivistas en particular o de alguna corriente basada en el positivismo, como el empirismo lógico. No hablo de ellas ni las defiendo o ataco (no ahora). Me restringiré a la definición del primer párrafo.

Esto implica un cambio de línea de investigación muy importante respecto al no-positivismo. Así, se rechazarán hipótesis del tipo "acción divina" o "milagro" mientras no se encuentre evidencia para ello.

También se rechazarán apriorismos derivados de cualquier prejuicio o ideología. En las ciencias médicas y sociales…