Ir al contenido principal

No, no hay una conspiración del zika



por David Osorio (@Daosorios)

Hace unos días, la OMS declaró una emergencia sanitaria mundial por microcefalia y su aparente relación con el zika, que está alcanzando unas tasas de infección inusitadamente altas.

Y no falta quien va a pescar en río revuelto. Es el caso de Amelia F, la autora del blog Abracadabra en El Tiempo, abierto específicamente para promover "teorías de conspiración, ufología, fenómenos paranormales, esoterismo y sociedades secretas". Ella insiste en que hace periodismo.

En su último post, doña Amelia expresa la simpática peligrosa creencia de que hay una conspiración detrás del zika. Allí revuelve medias verdades con mentiras completas y afirmaciones gratuitas a cascoporro. Veamos:

  • Oxitec creó mosquitos transgénicos para combatir el dengue.

Esta es la única parte veraz del post de Amelia. Oxitec ha modificado genéticamente mosquitos Aedes aegypti para reducir la población de mosquitos silvestres. Los Aedes aegypti transmiten el dengue, el chikunguña y el zika. Así que tiene sentido pensar en esta solución ante la epidemia del zika. La tasa de supervivencia de los mosquitos transgénicos oscila entre el 3 y el 15%, lo que


  • Amelia dice que en las pruebas de campo se logró reducir la población silvestre de mosquitos en un 80%.

Eso es falso. La reducción fue del 96%.


  • Luego, la articulista dice que Oxitec tuvo que hacer público un informe sobre un incremento de la supervivencia del mosquito al consumir tetraciclina.

Eso también es falso. El informe no era de Oxitec, sino del Instituto Pasteur, hecho entre el 2006 y el 2007. Por algún descuido, el Instituto Pasteur terminó dándole de comer comida de gato con tetraciclina a las larvas, lo que incrementó su tasa supervivencia en el laboratorio.


  • Amelia dice, entonces, que como la tetraciclina se encuentra en todas partes, eso significa que se incrementará la población de mosquitos Aedes Aegipty.

Esto también es falso. Primero, porque en el entorno no hay la suficiente tetraciclina para que los mosquitos sobrevivan.

Segundo, porque la probabilidad de que las larvas de Aedes aegypti transgénico encuentren tetraciclina en su dieta es cercana a cero.


  • Doña Amelia, cita entonces a una tal Lucía Ortiz de Amigos de la Tierra, afirmando que se están haciendo experimentos con mosquitos transgénicos sin saber qué efectos tendrán en la salud humana.

Teniendo en cuenta que las tasas de supervivencia del Aedes Aegipty transgénico no se verán afectadas por la tetraciclina, toda la premisa es errónea. De hecho, induce a error, pues la salud humana mejora cuando se reduce en 96% la población de mosquitos que transmiten dengue, zika y chikunguña.


  • Doña Amelia, luego se pregunta: "Si los zancudos genéticamente modificados están reproduciéndose y su descendencia está sobreviviendo, ¿cuáles podrían ser las consecuencias de una picadura de este tipo? ¿puede un virus como el zika cambiar de características al ser transmitido por un vector no creado por la naturaleza?"

Sí, los mosquitos modificados se están reproduciendo, pero su descendencia no sobrevive (ese es el punto). Así que responder la pregunta deberá ser un trabajo de la ciencia ficción.


  • Amelia cita al charlatán Joseph Mercola, apelando a su autoridad de médico de la Universidad de Illinois.

Mercola es un traficante de miedo que ha recibido varias advertencias de la FDA por su promoción de pseudociencia y teorías de la conspiración, como la postura antivacunas, la idea de que la radiación de los microondas es peligrosa (no lo es), la idea de que las ondas del celular son peligrosas (no lo son), la negación de que el VIH cause el sida (sí lo causa) y magufadas peligrosas por el estilo...


  • Luego, Amelia afirma que el zika es un virus creado en laboratorio.

El virus no fue creado en el laboratorio. Es más, los seres humanos todavía no tenemos la capacidad para crear virus. En 1947, el virus fue aislado en monos macaco rhesus en Uganda. Sin embargo, el análisis filogenético de las cepas asiáticas estimó que el zika se había trasladado al sudeste asiático en 1945... dos años antes de su supuesta creación.


  • Según Amelia, desde la supuesta creación del zika "solo se han registrado dos brotes menores; uno en el 2007 en Micronesia y otro en el 2013 en la Polinesia Francesa".

Esto también es falso. El zika causó la fiebre en Indonesia entre 1977 y 1978. Antes del brote en Micronesia (en la isla Yap), se habían reportado 14 casos de zika.


  • Amelia pasa a decir que el virus es 'propiedad' de la fundación Rockefeller, y adjunta una imagen de patente de ATCC.

Tal como señala la misma imagen, el virus no es 'propiedad' de la fundación Rockefeller. Fue depositado por la Fundación, pero eso no significa que puedan hacer uso del virus a conveniencia y cuando les pega la gana.

El periodista científico Mauricio-José Scharwz ya desenmascaró esta mentira:




  • Para rematar, Amelia se gradúa con honores de conspiranóica, señalando a los Rockefeller de hacer parte de la oligarquía y la élite mundial (?), los acusa de trabajar con la fundación de Bill Gates (??) y de promover activamente la eugenesia mediante la facilidad de acceso a anticonceptivos en países del subdesarrollados.

Lo único que es cierto de todo esto es que las organizaciones filantrópicas a veces aúnan esfuerzos. De resto, sus afirmaciones carecen de fundamento.

Métodos anticonceptivos hay en todos los países ricos y desarrollados; de hecho, el control de la natalidad ha sido un factor importante en que lleguen a ser ricos y desarrollados. ¿Cuál es el problema con ofrecerle a las mujeres de países pobres lo que las mujeres en países ricos dan por sentado? ¿Qué tiene eso de eugenésico, oligarca o elitista?

La idea de que ofrecer anticonceptivos en países subdesarrollados es un maquiavélico plan de eugenesia carece de cualquier coherencia interna. Empezando porque los anticonceptivos empoderan a las personas, permitiéndoles tener los hijos que ellos desean, cuando los desean. Y a nadie se le obliga a usar anticonceptivos. Los usa quien quiere. Es aberrante la facilidad con la que los magufos le niegan agencia a las personas de quienes se vuelven portavoces.

Para rematar, la única solución conocida a la pobreza es permitiendo que las mujeres sean dueñas de su cuerpo. Para preocuparse por las personas y de las élites, la articulista ciertamente toma posturas que perpetúan la brecha económica y, además, le niega agencia a las personas sobre sus vidas. ¿Esta señora se ha puesto a pensar (es una pregunta retórica) qué pasa cuando hay que dividir el escaso PIB colombiano entre más y más personas?

El no control de la natalidad es una trampa de la pobreza.

  • Para cerrar, Amelia sataniza más los mosquitos transgénicos y las vacunas

Antes el zika se trataba con DDT, un insecticida tóxico y carcinogénico. Si Rockefeller y compañía (incluyendo a la ONU y el Banco Mundial) tuvieran un plan eugenésico, pues nos rociaban a todos con DDT y listo.

No tiene sentido gastar millones de dólares en biotecnología y vacunas, cuando tienen la excusa perfecta para echarnos DDT.

La mejor (y quizá única) solución contra la pandemia del zika son, precisamente, mosquitos modificados genéticamente y vacunas. Perpetuar los mitos al respecto y seguir traficando miedo es jugar con la salud de las personas. Hasta donde tengo entendido, eso estaba prohibido en el código de ética de blogs de El Tiempo.

(originalmente en De Avanzada | vía Fausto Rodríguez)

Comentarios

  1. La verdad es que muchos sabemos es que los ricos son mas ricos cada dia, y los pobres mas pobres.
    Y éstos elitistas ven a los pobres como una amenaza para su seguridad y estan realizando exterminios disimulados.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

El mito de la filosofía oriental (Andrés Carmona)

28/05/2016.
Roberto Augusto ha publicado recientemente un texto provocador criticando la historia de la filosofía estándar por considerarla eurocéntrica en tanto que meramente occidental y que ignora la filosofía oriental. Daniel Galarza ha respondido a su artículo, recibiendo otra respuesta del propio Roberto Augusto.

«La pobreza es un estado mental»: desigualdad y el mito de la meritocracia

«La injusticia siempre exige justificaciones y argucias; las causas justas mucho menos». (Robert Trivers: La insensatez de los necios)
 Por José María Agüera Lorente Oigo la escueta noticia a través de la radio: Ben Carson, el secretario de vivienda estadounidense, afirma que la pobreza es «un estado mental». Busco en internet qué hay tras lo que aparece en forma de titular en varios medios digitales. Así me entero de que el señor Carson, neurocirujano de oficio, fue el primer afroamericano en ser nombrado jefe de neurocirugía pediátrica en el Centro Infantil Johns Hopkins de Baltimore. Negro, es decir, hombre perteneciente a una minoría que, atendiendo a los datos estadísticos de toda índole, es el grupo de la ciudadanía que más sufre la pobreza en un país de por sí con un importante índice de desigualdad; para ponerlo en cifras, el índice de Gini, que cuantifica la desigualdad en los Estados, se situó en la república norteamericana en 0,48 puntos según informe de 2015, siendo en Es…

El pensamiento débil, el pensamiento oscuro, el pensamiento desordenado y el pensamiento crítico

Por Matías Suarez Holze

La finalidad del presente texto pretenderá ser la de analizar cuatro diferentes formas de pensar. Primero, pasaré a realizar un esbozo de las principales características de estas para contrastarlas entre sí, luego las llevaré a un análisis un poco más extenso.

1) El pensamiento débil se caracteriza por el desinterés y/o el repudio al rigor, la argumentación racional, los criterios estrictos de verdad, la evidencia empírica y la falta de búsqueda de la coherencia tanto interna como externa. Tiene la costumbre de dar afirmaciones a priori, sofística y dogmáticamente sin ningún tipo de respaldo. En el mejor de los casos subestima la racionalidad; en el peor la desprecia de forma explícita. La consecuencia de este tipo de pensamiento es el relativismo gnoseológico, o al menos, algo similar. Este modo de pensar es característico de algunos romanticismos y posmodernismos filosóficos.
2) El pensamiento oscuro se caracteriza por ser ininteligible. A diferencia del prime…